Nuestro Verdadero Ser

En Cristo resucitado se realiza toda nuestra humanidad, al participar de nuestra verdadera realidad, que es divina.

Fuimos creado por Dios y en Dios llegamos a nuestro verdadero ser. Solo entonces alcanzaremos la paz absoluta y la dicha infinita.

Buscar, por ende, nuestra realidad divina, aquí en la tierra, nos lleva a la realización del ser y así poder participar de la felicidad y la paz que esto trae, ya que no lo podemos conseguir fuera de ella.

¡Paz y Bien!!! Diac. Ricardo

Leave a Reply

Your email address will not be published.